15 dic. 2009

Victoria (con aviso)

El calendario ha sido algo caprichoso este año y el sábado pasado, tras dos meses de competición, por fin pudimos jugar como locales.

Después de la victoria cosechada la jornada anterior, se presentaba ante nostros un partido muy importante. Los tres primeros partidos estuvieron muy desequilibrados por potencial (muy superiores Ciudad Expo y Dos Hermanas "A", C.D. Sideral bastante más verdes). Esta vez, la entidad del rival (C.B. Maristas) nos iba a servir para medir nuestro progreso y estado real como equipo.

En pretemporada nos enfrentamos a ellos en su pista, donde nos dieron un buen repaso, aunque ambos entrenadores planteamos el partido para probar a los jugadores menos habituales. De todos modos nuestros contrincantes nos dejaron la sensación de estar algún paso por delante en su desarrollo.

Con estos antecedentes, el arranque de partido fue una grata sorpresa: 11-0 comandados por una defensa magnífica y una excelente lectura de las opciones de ataque. Los últimos minutos del primer cuarto Maristas consiguió equilibrar algo el juego, aprovechando varios despistes defensivos, especialmente en cortes de puerta atrás.

Con el cambio de cuarto, a pesar de un minuto inicial apuntando buenas maneras, los nuestros perdieron los papeles en defensa. Sin llegar a permitir demasiados contaataques, la facilidad del rival para encontrar posiciones cómodas de tiro dentro de nuestra zona en estático era insultante y en ataque apenas pudimos aprovechar 4 posesiones.

Fue uno de esos momentos de pesadilla donde uno ve que los chicos se van del partido y empiezan a jugar cada vez peor (defensa con las manos, mala colocación, pérdidas de balón...). Intentamos parar la hemorragia con un tiempo muerto pero no hubo manera. Lo mejor que pasó es que el 2º cuarto terminó con el marcador empatado.


En el descanso tuvimos regañina y decidimos que lo mejor para el equipo era salir con un quinteto más pequeño y jugárnosla a presionar y correr en ataque. Era una jugada con cierto riesgo porque ibamos a conceder muchas facilidades en el rebote y no salió del todo mal.

Aunque no logramos dominar el partido, sí conseguimos parar un poco el vendaval de Maristas y mantenernos dentro del partido. El cansancio hizo mella hacia el final del tercer cuarto y nos cogieron varias veces en transiciones rápidas que llevaron a una desventaja de 5 puntos con pocos segundos por jugarse. Ahí tuvimos una chispa de fortuna convirtiendo un triple en el último segundo (estupenda jugada) que nos devolvió la sonrisa y el ánimo.

El último cuarto fue una historia completamente diferente. La concentración fue máxima y la implicación de todos los jugadores en defensa inmejorable. A partir de ahí, de la defensa, conseguimos crecer en nuestro juego para terminar arrollando al rival con jugadas de todos los colores, arancando más de un 'Oooh' del público congregado. El resultado de este cuarto (23-10) es bastante elocuente del nivel de juego desarrollado por los jugadores.

Club Natación Sevilla 52 - 42 C.B. Maristas

El sábado que viente tendemos la oportunidad refrendar este buen momento con otro buen partido antes de cerrar el año. ¡Enhorabuena chicos!


P.D.- A pesar de todo lo bueno, hay dos aspectos que no podemos olvidar si queremos seguir mejorando:
  1. Incluso con el gran nivel demostrado durante el último cuarto, si descontamos el 11-0 de los primeros minutos, el saldo del partido es de 41-42 (derrota). Si no aprendemos a mantener la concentración durante partidos completos vamos a sufrir mucho más de lo que merecemos.
  2. Tenemos que defender más fuerte nuestra zona. Seguimos siendo presa fácil para puertas atrás y transiciones rápidas.

No hay comentarios: